-ESCÁNDALO EN CATAMARCA- Un comisario tuvo sexo con una joven trans, le pegó y ahora están por echarlo de la fuerza

2141
El jefe de Policía de la Provincia de Catamarca, comisario Orlando Quevedo

El jefe de Policía de la Provincia, el comisario Orlando Quevedo, habló ayer sobre la grave denuncia que pesa sobre un comisario del Valle Central, acusado de propinarle una feroz golpiza a una joven transexual. El máximo jefe de la fuerza dijo que se tomarán cartas en el asunto y el acusado sería pasado a disponibilidad.

“No podemos permitir que personal superior de nuestra institución esté involucrado en esta clase de inconvenientes”, expresó.

“Existen varias posibilidades. Dentro de ellas está el apartamiento del efectivo de las fuerzas policiales, lo que nosotros denominamos ‘pase a disponibilidad’; hasta tanto se establezca objetivamente cuál fue el grado de participación y cómo continúa la causa”, explicó Quevedo en diálogo con radio Valle Viejo.

A su vez, el funcionario policial destacó que “hay que tener en cuenta que no es una cuestión meramente interna, sino que existen denuncias penales contra el efectivo policial”. “Tenemos que ver cómo está caratulada la denuncia y qué va a disponer la Justicia Penal”, puntualizó.

En este sentido, Quevedo aclaró que estas medidas se llevarán a cabo “teniendo en cuenta el inconveniente y la participación del personal policial -en este caso de un oficial jefe-, la Jefatura ha decidido tomar cartas en el asunto”.

Gravísimo

Cabe recordar que la joven denunciante aseguró que el comisario, acompañado de unos amigos, contrataron los servicios sexuales de ella y a otra mujer trans el último viernes, y que posteriormente se dirigieron a un hotel alojamiento en donde tuvieron relaciones.
La noche habría finalizado sin inconvenientes, cuando el policía habría notado que le faltaba su celular, por lo que regresó hasta el lugar a donde había contratado los servicios de las chicas, encontrándola solo a ella.

Según aseguró la víctima, el hombre le propinó una feroz golpiza mientras la acusaba de ladrona y le siguió asestando golpes una vez en el interior del destacamento policial al que la trasladó.

Si bien no trascendió la identidad del numerario acusado, este medio accedió a información que confirma que el hombre está casado y tiene hijos.

COMPARTIR

DEJA UNA RESPUESTA