Ante la denuncia formulada por la madre de una menor de 14 años, se desprende que el imputado y según las características del contenido del relato, la adolescente hace referencia a un hecho de contenido agresivo y sexual denotando un probable uso de la manipulación y amenazas hacia ella y miembros de su grupo familiar.

Asimismo, la adolecente aportó detalles contextuales e interacciónales, características del lugar donde transcurrió el posible hecho de abuso sexual, e identificando al posible autor de los mismos como la ex pareja de su madre.

Por su parte, el denunciado niega totalmente los términos de la denuncia, dice no sabe por qué se ve envuelto en este conflicto y que nunca le tocó un pelo a la menor que, sí tuvo una relación con la madre de la menor de un año y medio de duración y que la denunciante era muy absorbente, a raíz de algunas discusiones por celos las cuales se producían dentro del seno familiar en la casa, que la denunciante tiene una personalidad de celos, absorbente.

Por último, la jueza consideró que, teniendo por probado, con el grado de probabilidad necesaria para esta etapa instructora, y conforme a los medios de prueba aportados y requeridos en la presente causa, es que resolvió procesar y dictar la prisión preventiva del imputado por el delito de «abuso sexual con acceso carnal«.

Fuente: El Independiente