El gobernador Ricardo Quintela, en conferencia de prensa, se refirió a los nuevos alcances que tendrá el aislamiento por la pandemia y las actividades que quedarán habilitadas a partir de este lunes. Las medidas tomadas permitirán favorecer la economía.

Previo a los anuncios, el director de Epidemiología, Eduardo Bazán, explicó cómo fue el progreso de la curva epidémica y de acumulación de casos que en la actualidad se aplanó. Mencionó que el tiempo de duplicación de casos alcanzó la meta de lograr que este sea de 25 días. Asimismo, puntualizó que hubo más casos de contagiados del sexo femenino y que la edad media de transmisión es de 44 años.

A su turno, el gobernador Quintela anunció que partir del lunes 11 de mayo comenzarán a funcionar, con protocolos de bioseguridad estrictos: comercios minoristas tales como indumentaria, calzado, polirubro, regalería, bazar, cotillón, viveros, mueblerías, cosmética y perfumería, materiales de construcción y eléctricos, electrónicas, electrodomésticos, concesionarias de autos; talleres mecánicos, de chapa y pintura, y gomerías; playas de estacionamiento; industrias de la provincia básicamente textiles; servicio de transporte; resgistro del automotor, inmobiliarios, rentas y escribanías.

El gobernador informó que todos estos rubros funcionarán con personal reducido, a puertas cerradas, sin presencia de clientes, con sistema de venta online o telefónica y con entrega a domicilio de productos, con el cumplimiento obligatorio de protocolos de seguridad e higiene dentro de los establecimientos, durante el transporte y al momento de recepción de los productos por los clientes, sobre lo que el jefe de Gabinet, Juan Luna, brindará mayores precisiones en los próximos días.

Quintela enfatizó que el aislamiento sigue hasta el 24 de mayo, en consonancia con lo planteado por la Nación, que la circulación se seguirá haciendo por terminación de DNI y que en La Rioja se mantendrán las decisiones en materia preventiva y que de manera gradual se incorporarán cambios para favorecer la economía sin poner en riesgo la salud de los riojanos y riojanas. Así adelantó que la semana próxima se podrían habilitar nuevas actividades.

Agregó que continuará la prohibición de venta de alcohol de viernes a domingo y los días domingos los super e hipermercados, bocas de pago y estaciones de servicios permanecerán cerradas. La distribución de lo vendido será de 14 a 20 horas como se estaba desarrollando. Además mencionó que continuará la licencia para los trabajadores de la administración pública provincial y pidió a los Poderes Legislativo y Judicial así como a los municipios a que adhieran a esta medida.

Acompañaron al Gobernador, la intendenta de Capital Inés Brizuela y Doria; el obispo Monseñor Dante Braida; y los rectores de la UNLAR y de la UTN, Fabián Calderón y José Nieto, respectivamente.