El gobernador Ricardo Quintela anunció que subsidiará el pago de los servicios de agua potable y efluentes cloacales y energía eléctrica correspondiente a la facturación de los meses de junio, julio y agosto de 2020 de aquellos sectores comerciales de la ciudad capital que revistan calidad de no esenciales y que se vieron afectados por la crisis sanitaria y que se implentará una moratoria. También adelantó que a partir del 22 de julio regresa «Te super banco bares & restaurantes” para la modalidad delivery.

En ese sentido se puntualizó que las medidas no alcanzan a supermercados, comercio de proximidad, farmacias, ferreterías, veterinarias, venta de garrafas, actividades Industriales, actividad agropecuaria, servicios postales y de distribución de mercadería, estaciones de servicios, entidades bancarias, servicio de vgilancia, limpieza y guardia, atención médica, laboratorios, clínicas privadas, atención particular, hoteles y hospedajes).

En la misma línea mencionó que se aplicará una moratoria para refinanciar los meses de marzo, abril y mayo para todos los comercios que no hayan podido pagar en estos periodos, con intereses a cargo del Estado.

«Vimos conveniente instrumentar una batería de medidas que tengan como beneficiarios a los comercios que no revistan calidad de esenciales y que sean de pequeña envergadura, cuya facturación anual correspondiente al ejercicio 2019 y que no supere el millón de pesos, como parte del deber primordial de la función de gobierno de velar por el bienestar de todos los habitantes de nuestra Provincia de La Rioja», destacó el primer mandatario.

Asimismo adelantó que esta semana se pondrá en marcha «Te super banco Bares & Restaurantes”, medida pensada para «acompañar al comercio en tiempos difíciles, incentivar el consumo y propiciar el ahorro de las familias riojanas». Se trata de la promoción que devuelve hasta el 30 por ciento de la compra en bares y restaurantes, en esta ocasión bajo la modalidad delivery y comida para llevar, con un tope de reintegro de 1500 pesos por mes.

Esta promoción estará vigente a partir del 22 julio, todos los miércoles de julio y agosto y por medio de la cual los clientes de Banco Rioja podrán comprar con la tarjeta de débito de dicha entidad bancaria en restaurantes y bares adheridos de la provincia de La Rioja.