Por más de doce horas, el Tribunal de la Cámara Tercera en lo Criminal y Correccional escuchó los alegatos de las partes en uno de los juicios más importantes de la jurisprudencia riojana, habida cuenta que se trata de audiencias mixtas, virtuales, y contra ocho miembros de la fuerza policial que actuaron en la ex escuela de cadetes al momento de la muerte de Emanuel Garay y otros 16 hechos de lesiones contra jóvenes. Se juzga el delito de «Homicidio doblemente calificado por ensañamiento y Ejercicio abusivo en el cargo de Funcionario Policial- Lesiones Graves doblemente calificadas- Incumplimiento de los deberes de Funcionario Público». 

Durante las 22 audiencias, el tribunal -integrado por la doctora Edith Agüero como presidenta, y sus vocales José Luis Magaquián y Fernando Romero-, registraron las testimoniales de más de 180 personas que pasaron por el estrado para contar lo que se vivió el 5 de febrero de 2018, cuando un grupo de aspirantes se encontraba en su primer día de instrucción. 

En representación del querellante particular Sr. Oropel el Dr. Luis María Carreño Alem; en representación del querellante particular Sr. Oro, el Dr. Cristian Rojas, y de manera remota por plataforma WEBEX el co-querellante Dr. Fernando Alcazar (h) (desde la ciudad de Chamical); en representación del querellante particular Sr. Roque Antonio Garay, de manera remota por plataforma WEBEX el Dr. José Nicolás Azcurra; en representación del Ministerio Público Fiscal, los Sres. Fiscales de Cámara, Dr. Julián Oscar De La Colina y Dr. José Rubén Oliveros Icazatti; el acusado Jorge Marcelo Leguiza, con su abogado Defensor, Dr. Alejandro Cruz Antúnez; el acusado Dardo Nicolás Gordillo, con su abogado defensor, Dr. Sergio Ariel Gómez; el acusado Ramón Alberto Leguiza, con sus abogados Defensores, Dres. Fernando Gabriel Brizuela y Germán Antonio Brizuela; los acusados Adriana Mabel Rodríguez, Nadia Soledad Bravo (de manera remota por plataforma WEBEX), Ivana Karina Luna (de manera remota por plataforma WEBEX), y Marcial Elio Gonzalo, con su abogado Defensor, Dr. Raúl Ángel Vidable y el acusado Marcos Antonio Miranday con su abogado Defensor, Dr. Enrique Rodolfo Leiva.

Perpetua

Como estaba previsto según la pena que les cabe de acuerdo a lo que indica el Código Penal Argentino, el fiscal Julián De la Colina solicitó la pena máxima de prisión perpetua para Gordillo, los hermanos Leguiza y Elio Marcial

En tanto que, para las comisarios Adriana Rodríguez y Nadia Bravo, el fiscal pidió la condena siete años de prisión efectiva y 14 de inhabilitación para ocupar cargos. 

Por último, para los suboficiales Antonio Miranday e Ivana Luna, 1 año y 6 meses de prisión en suspenso, y 3 de inhabilitación para ocupar cargos públicos.

Los defensores de los ocho policías, solicitaron cada uno en su momento, la absolución de todos los imputados por el homicidio. 

Fuente: María Victoria Yampa – Redacción Nueva Rioja