El mandatario provincial Ricardo Quintela encabezó este jueves en la Legislatura el acto de asunción de los nuevos miembros del Tribunal de Cuentas de la Provincia, Jorge Menem, como presidente; Carmen Díaz Zalazar, vicepresidenta; y de Héctor Gustavo Davil y Fabián Bonaldi, como vocales.

“La tarea es para el cumplimiento de una función constitucional que es controlar la inversión de los fondos públicos”, expresó Jorge Menem, quien a partir de ahora ejercerá la presidencia del organismo.

Puso de manifiesto que “hoy nos pone este nuevo desafío de conducir el organismo” y dijo que “tenemos muchísimas expectativas y el deseo de ampliar las facultades que hasta hoy tenía el Tribunal”.

Puntualizó a continuación que “estamos amparados por la Ley para posibilitarnos nuevos procedimientos de controlar” y “que permitan previamente un control concomitante más a la gestión de gobierno, que pueda corregir desviaciones administrativas y formalidades que con la rendición de cuentas tradicional en una instancia posterior es medio difícil”.

El vocal segundo Gustavo Davil, en declaraciones a la prensa puntualizó que “a la fuerza hemos conocido estas herramientas que ya existían y la pandemia nos ha obligado a utilizarlas. Nos hemos dado cuenta que podemos hacer las cosas con estos medios mucho más rápido que lo sabíamos hacer”.

Finalmente expresó entre los objetivos mencionó “cuidar los intereses de la provincia, los recursos”, porque “es una situación económica difícil en la que hay que optimizar recursos”, donde “es una función primordial la nuestra como es el velar por los fines que tienen que tener”.

En tanto, Fabián Bonaldi puso de manifiesto “dispuesto a iniciar la tarea que nos corresponde” y “ya veníamos hablando sobre la impronta que le queremos dar a este Tribunal”.