EL FEDERAL habló con un importante funcionario policial y relató cuales son las excusas que dicen infractores cuando son parados por algún control policial, fuera del horario de circulación.

«La mayoría dicen que vienen de cuidar a un pariente», dijo a nuestra redacción, pidiendo no ser identificado por no estar autorizado para hablar del tema.

Agregó que «la mentira tiene patas cortas, porque cuando se le hace el test de alcoholemia los resultados dicen otra cosa. En esos casos son multados por infringir las restricciones de circulación». El funcionario policial reconoció que en la mayoría de los casos, «se lo deja ir», con la advertencia que no circule fuera de los horarios estipulados.

Otra de las insólitas excusas de los infractores, es que llevan a una persona al hospital porque tiene Covid, «en esos casos, el miedo a tener contacto con el infractor hace que también se los deje circular, y para evitar cualquier contacto con las personas del vehículo. Hay casos que te ofrecen plata para los dejes ir», sentenció.

«No se me acerque, tengo Covid», le pasó a una mujer policía que paró a una moto con un hombre visiblemente alcoholizado, relató.

«Una vez me tocó interrogar a una moto con dos personas, al preguntarle a donde iba, me dijo que llevaba a su esposa al hospital porque estaba embarazada. La mujer parecía desmayada en la espalda del hombre, y en el momento que le dije que le iba a realizar un test de alcoholemia, la mujer despertó, y casi llorando me dijo no ser multados, y que venían del cumpleaños de su papá», relató.

«Es difícil cada situación, son los jóvenes los que más infringen las reglas, es como si hubieran perdido el miedo a contagiarse. Se ve todos los días como se juntan en casas de varios barrios con el solo fin de ingerir bebidas alcohólicas», indicó.

Al ser consultado por otros casos insólitos, el efectivo policial contó que «una vez un hombre en un auto de alta gama fue parado en calle Rivadavia y dijo ser abogado. no tenía barbijo, y cuando bajó el vidrio del auto sentimos mucho olor a alcohol, mientras nos decía que ‘me están violando la libre circulación como ciudadano, es anticonstitucional’, decía visiblemente enojado, pidiendo el nombre y apellido del policía que lo paró. Terminó detenido llorando y pidiendo disculpas», contó entre risas.

El dato revelador es que «muchos dicen ser parientes de algún político o comisario conocido, Es difícil, en La Rioja todos se conocen, y no sabés que puede pasar si hacés cumplir las normas. Un compañero fue trasladado al interior, por parar al hijo de un conocido jefe policial», finalizó.

cialis sipariş cialis 100 mg cialis 5 mg geciktirici viagra