Conmovidos por esta imagen, un riojano hizo una campaña para llevar agua a los “niños de Marayes”

0
1438

Conmovidos por la imagen de un par de niños que agitan bidones a la vera de la ruta nacional Nº 141 del pueblito de Marayes, San Juan, pidiendo agua, Miguel González, conjuntamente con la banda regional La Nueva Honda decidieron hacer una campaña solidaria, denominada “Por la Sonrisa de un niño”, donando cerca de 1.000 litros de agua mineral.

La idea Miguel González, conocido como “El Chapista” de Chepes, es llevarle no solo unos 150 o más bidones de agua de 5 litros, sino también ropa, calzado, juguetes y alimentos no perecederos para los niños y para el resto de los 150 habitantes de ese pueblito sanjuanino del departamento Caucete, que padecen la falta de agua desde hace varias décadas.

Foto archivo de los niños de Mayares

“La idea de hacer esta campaña surgió por iniciativa mía y de mi hermano que vive en Estados Unidos, donde además se sumó La Nueva Honda y la locutora Yesica Díaz de FM Ciudad de la localidad de Olta, La Rioja y otras personas de la capital riojana, quienes harán llegar ropa y golosinas”, comentó González al Cronista.

Las entregas se realizarán el día domingo 13 de enero, según adelantaron al diario digital El Cronista. En la oportunidad, la gente de Chepes que arribará al lugar tienen previsto preparar un rico chocolate con facturas, para brindarles a los niños de esa localidad. Además y de manera gratuita actuará la banda regional La Nueva Honda.

La idea de la campaña solidaria es de Miguel González, conocido como “El Chapista” de Chepes

La Planta- Marayes, es un pequeño pueblito, ubicado a unos 135 kilómetros de esta capital de San Juan y a 70 Km de la ciudad de Chepes, departamento Rosario Vera Peñaloza.

El drama de La Planta, y también de Marayes, no es nuevo. Históricamente las familias de estos poblados salieron a la ruta a pedir agua, sin embargo en 2006, una obra ejecutada por el gobierno de San Juan prometía solucionar el problema, pero fracasó. Incluso, en 2014 el Gobierno provincial inauguró un acueducto, pero desde principio de 2015 se dañó y no volvió a funcionar hasta la actualidad. Es por esto que la vieja práctica de buscar agua en la ruta volvió.

Actualmente y de vez en cuando llegan camiones cisternas con agua de la ciudad de Caucete, hasta tanto se haga realidad la promesa de los políticos de realizar alguna perforación en esa localidad.

El Cronista de Chepes