El médico Nicolás Molina regresó ayer a Chepes de La Rioja, con su hijo y una nieta y quedaron en cuarentena, según informó al diario digital El Cronista. Así lo dispuso el intendente Cristian Pérez, en el marco de lo establecido por el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) 297/20.

Se trata del tercer médico del hospital Luis Pasteur de la ciudad de Chepes que pasó por idéntica situación desde que comenzó la pandemia.

El profesional y los otros miembros de la familia deberán permanecer en cuarentena por 14 días en su domicilio, ubicado en el barrio Rieles Argentinos en razón del aislamiento dentro del contexto de la crisis sanitaria COVID- 19 que atraviesa nuestro País , decreto N º 297/2020 Aislamiento Social , Preventivo y Obligatorio.

Fuente: El Cronista de Chepes