-MALANZAN- Unas 25 personas celebraban una misa hasta que llegó la policía

0
305

Ocurrió promediando la hora 19:45 de este domingo en la parroquia Nuestra Señora de Copacabana, en la localidad de Malanzán, departamento Juan Facundo Quiroga.

La misma era presidida por el Padre Pierre. Los 25 feligreses participaban del oficio religioso sin respetar la distancia y sin barbijos en plena cuarentena.

Por esta razón, los efectivos policiales del lugar, tras dialogar con el cura párroco, coincidieron que la misa debía suspenderse por no respetar el Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio, establecido por el Decreto (DNU) 297/20.

Así lo hizo saber a medios locales el jefe de la Unidad Regional VI, comisario inspector Mario Oscar Gallego.

El jefe policial detalló que mientras los uniformados de la comisaría de Malanzán realizaban un recorrido de rutina por el pueblo, observan la presencia de varios vehículos, entre autos y motos estacionados frente a la iglesia católica, tras lo cual al ingresar al interior de la misma, detectaron la presencia de unas 25 personas que habían concurrido a la misa del domingo, sin protección de la salud (barbijos) y estaban todos muy juntos, razón por la cual se le pidió al cura que cese la misa, en cumplimiento del DNU vigente.

Luego se procedió al despeje del lugar y cada uno de los asistentes regresó a sus hogares.

El Cronista de Chepes