[REDACCIÓN EL FEDERAL] El dueño de MyM, Rogelio Garay, respondió las acusaciones realizadas por la cúpula del gobierno provincial sobre la violación a las medidas de bioseguridad en su boliche, pero no explicó por qué el evento no fue suspendido cuando comenzó a llover.

La polémica comenzó el sábado a la mañana, cuando en conferencia de prensa, el secretario de Gobierno, Armando Molina, mostró una foto tomada la noche anterior en MyM, durante una cena show, en la que se veía una gran cantidad de público en un espacio cerrado, sin cumplir las normas de bioseguridad. Fue uno de los argumentos de las autoridades para justificar las restricciones a la circulación nocturna.

Garay se defendió y en varias entrevistas aseguró que el show iba a ser al aire libre, pero que se puso a llover y “por pedido de la policía se abrió el sector cerrado”.

Siempre se busca responsabilizar a los demás. No me quiero justificar, pero fue una situación climática que no esperábamos”, declaró Garay a Radio La Ciuda, pero no argumentó por qué no se suspendió el show en lugar de hacerlo en una abierta violación a los protocolos.

Por su parte, la directora de Espectáculos Públicos y Propaganda del municipio, Solana Chiecher, dijo al respecto que se trató de una “situación indeseada” y que “el evento se desarrollaba en la parte exterior pero por la lluvia la gente tuvo que ir adentro y se allí sale la imagen que se hizo pública”.

La funcionaria dijo que ante esa situación se labró una infracción por no respetar las disposiciones del COE sobre el uso de espacios cerrados, pero Garay adelantó que presentará un descargo.

cialis sipariş cialis 100 mg cialis 5 mg geciktirici viagra