El exgobernador de San Juan, habló de su relación personal y política con el caudillo riojano.

Este domingo, una parte de los argentinos llora la muerte del dos veces presidente del país, Carlos Saúl Menem, y otra parte guarda un incómodo silencio sobre una personalidad que no pasó indiferente. Para bien o para mal. Hombre que supo cultivar el poder y ejercerlo como pocos, tuvo una larga relación política con su alfil en San Juan, el entonces gobernador Jorge Escobar, quien contó a este medio cómo influyó la figura del mandatario nacional en la provincia y en su vida personal. Así como las medidas más acertada para la nación, según su óptica. 

Escobar gobernó desde 1991 hasta 1999, con un breve interludio por un juicio político, y coincidió durante casi la totalidad de los mandatos de Menem en la Nación, que llegó al sillón de Rivadavia en 1989 y lo dejó en 1999. Fue, sin duda, el sanjuanino que más conoció al expresidente y a su familia. «Esta mañana le llamé a Eduardo Menem, mi amigo, para expresarle mi congoja en este momento tan difícil», contó a Tiempo de San Juan. «Estoy completamente apenado, pasamos mucho juntos, toda una década», expresó. Y agregó que lo embargan infinidad de recuerdos del riojano. 

Para Escobar, «Menem significó un hombre de palabra» en su faz personal. «Lo que prometía, lo cumplía y significó mucho para mí», enfatizó. Al tiempo, señaló que «ayudó mucho a San Juan». Sobre todo cuando la coparticipación no alcanzaba, «fuimos la segunda provincia, después de La Rioja, que recibió más fondos del Tesoro Nacional». Y recordó su primer acercamiento al difunto hombre de Estado: «Me sedujo la fuerza y la pasión que mostraba por el país».

En lo estrictamente político, Menem llevó al sanjuanino a encuentros bilaterales clave, como la reanudación de las relaciones con el Reino Unido. «Menem garantizó la apertura de la Argentina al mundo», destacó el exgobernador, que por otra parte ganó la provincia con amplio apoyo popular, fundamentalmente en su reelección, cuando obtuvo el 47,9% de los votos. El justicialista local hizo una fuerte defensa de la gestión presencial del «Turco»: «No fue la década maldita», al contrario, «la gente se iba a dormir y sabía que al otro día los precios no subían». Además, justificó el indulto a los represores, «permitió pacificar la Argentina».  

También contó, a tono de confidencia, que cada vez que iba a Buenos Aires a ver al expresidente, éste lo invitaba, junto a otros gobernadores, a jugar al póquer en Olivos, a las que también era asiduo el productor de TV Gerardo Sofovich.  

Los perfumes de Carlos Saúl Menem 

En 1992, el expresidente llegó a San Juan para la apertura del ciclo lectivo. Eligió la provincia por ser el terruño de Domingo Faustino Sarmiento y por la amistad que tenía con Jorge Escobar. «Cuando llegó, fue a mi quinta particular. Justo llegué a verlo cuando se estaba cambiando y su ayudante tenía dos perfumes. Le preguntó ‘¿Cuál Presidente?’ y Menem eligió uno. Y me dijo: `Cuando vos tengas que salir y vuelvas con alguna copa de más o vengas con algún tipo de sospecha para tu mujer, ponete el perfume más fuerte, y te va a quitar todos los olores. Al menos te va a poner en carácter de sospecha y no en carácter de evidencia», contó Escobar como una perlita de los tantos viajes del riojano a la provincia de San Juan.

Fuente: Tiempo de San Juan

cialis sipariş cialis 100 mg cialis 5 mg geciktirici viagra