[REDACCIÓN EL FEDERAL] A pesar de las medidas que las autoridades impulsaron en los últimos días para reducir la circulación en el marco de la pandemia, entre la noche del viernes y la madrugada del sábado cuatro personas fallecieron en accidentes de tránsito en la provincia de La Rioja.

La saga de siniestros con víctimas fatales comenzó el jueves, a las 21.35 horas, con la muerte de un joven de 17 años que circulaba junto a un acompañante a alta velocidad por las calles de Nonogasta y se estrelló contra un árbol en el barrio El Asfalto. La víctima sufrió un golpe en la cabeza y llegó sin vida al hospital, según las fuentes consultadas.

En la tarde del viernes falleció una nena de 3 años, que salió corriendo hacia la calle y fue arrollada por un camión que trasladaba materiales para la construcción en un barrio humilde de la zona sur de la capital provincial. La pequeña fue llevada en un vehículo particular hasta el Hospital de la Madre y el Niño, pero poco después murió.

El fin de semana comenzó con otras dos víctimas fatales, que viajaban por la ruta 74 como acompañantes en una camioneta que chocó de atrás a un camión. Fueron identificadas como Gregoria Navarro, de 67 años, y María Muñiz, de 40. Perdieron la vida en el lugar.

Este último accidente fue a las 1,45 horas del sábado. Habían pasado apenas 28 horas y 10 minutos desde el accidente fatal en la noche del jueves en Sanagasta. Cuatro víctimas fatales en poco más de un día. Una cada 7 horas.