La nueva jefa de la comisaría octava, Mariela Fernández, forma parte de la fuerza policial hace 26 años, se encuentra cursando el último año de la carrera de abogacía y en una entrevista con Medios Provincia manifestó sus expectativas ante el nuevo cargo asumido.

“Conducir una comisaría es el anhelo que todos tenemos, en el área de seguridad es algo importante. Este es un lugar que anhelaba ocupar y me capacité siempre para lograrlo”, dijo.

Contó que ingresó a la escuela de Policías en el año 1995. “Fuimos la primera promoción de mujeres. En aquel tiempo era una prueba piloto el de incorporar mujeres y lograron eso; una carrera de 3 años, éramos 15 las mujeres que hemos ingresado de las cuales quedaron 6. Fue difícil porque era un servicio normal y común para el hombre. Empecé trabajando como oficial ayudante en la comisaria séptima y estuve también en la comisaria de la mujer”, relató la Oficial.

Recordó además que en ese momento las mujeres no debían tener hijos. “Sin embargo me arriesgué y me fue bien, a partir de ahí esa dejó de ser una condición”, destacó.

Sobre su nuevo lugar de trabajó, explicó: “En la comisaría somos 51 efectivos, de los cuales 30 somos mujeres. Trabajamos las mujeres a la par de nuestros compañeros, de una forma mancomunada, y esto es posible gracias a las evoluciones respecto al rol de la mujer”.

Fuente: Medios Provincia