[REDACCIÓN EL FEDERAL] Luego de su encuentro con el obispo Dante Braida, el gobernador Ricardo Quintela confirmó que La Rioja deja la fase 1 el próximo lunes, en sintonía con el decreto del presidente Alberto Fernández.

«El lunes se vuelve a la situación anterior a la del 21 de mayo», precisó el gobernador.

Esto implica que los comercios considerados «no esenciales» podrán volver a funcionar.

No obstante, todavía habrá restricciones y no se podrá circular entre las 23 horas y las 6 de la mañana.

“Vamos a ser estrictos con el protocolo”, finalizó Quintela.