*Por Juan Pablo Parrilla

Un sondeo realizado por la Fundación Interamericana del Corazón (FIC) en La Rioja y otras siete provincias detectó que casi el 29% de los kioscos de la capital provincial relevados no cumple con las limitaciones a la publicidad de cigarrillos que la ley establece para proteger a niños, adolescentes y ex fumadores.

Está probado a través de investigaciones y de documentos de la propia industria tabacalera que la publicidad de cigarrillos apunta, fundamentalmente, a niños y adolescentes. El motivo es doble. Primero, porque la mitad de los fumadores van a morir por enfermedades asociadas a su producto y necesitan renovar sus clientes. Y segundo, porque alrededor del 80% de los fumadores empiezan a consumir tabaco antes de los 18 años.

En Argentina la publicidad de cigarrillos está prohibida, aunque las tabacaleras consiguieron en su momento establecer algunas excepciones, entre ellas, los puntos de venta, pero con algunas limitaciones. Por ejemplo, no pueden usar carteles luminosos, que midan más de 30 por 30 centímetros o que se puedan ver desde afuera del local.

El relevamiento de publicidad que realizó FIC fue hecho en La Rioja, Misiones, Salta, Corrientes, Chacho, Jujuy, San Juan y Catamarca para medir el nivel de cumplimiento de la ley y las estrategias de marketing con las que las tabacaleras buscan naturalizar el consumo, favorecer la identificación de marcas, promover recaídas de los ex fumadores y, lo más importante para ellas, fomentar la iniciación de adolescentes.

Hoy, en el Día Mundial Sin Tabaco, se dieron a conocer los resultados preliminares. En La Rioja, el 52,83% de los kioscos relevados en el centro de la ciudad y las principales avenidas tiene publicidad de productos de tabaco. Y el 28,85% no cumple con las limitaciones legales. La cifra es similar al 30,41% de promedio entre las ocho provincias que participaron de la muestra.

La Rioja adhiere a la ley nacional de control de tabaco que limita la publicidad de cigarrillos, pero hace un tiempo surgió la posibilidad de avanzar con la prohibición absoluta de publicidad, que ya existe en otras siete provincias, fue avalado por la Corte Suprema en un fallo en 2015 y está demostrado que es una de las medidas más eficaces contra el tabaquismo. El tema quedó fuera de la agenda, pero podría ser reflotado.

Para que se entienda la dimensión de lo que se habla hay que comprender lo importante que son los puntos de venta para las tabacaleras. Según la prestigiosa experta brasileña Regina Blessa, «las empresas de tabaco gastan en merchandising, promociones y descuentos de precios para mayoristas y minoristas más de lo que gastan en forma conjunta los mercados de fast food, gaseosas y alcohol«.

Una de las estrategias más comunes de las tabacaleras para eludir las restricciones es exhibir paquetes de cigarrillos a modo de publicidad. Al respecto, el estudio halló que en casi el 80% de los puntos de venta en La Rioja se exhiben paquetes de cigarrillos en sus estanterías.

Además, se detectaron otro tipo de violaciones a la ley, como carteles mayores al tamaño que permite la ley o publicidades sin advertencias sanitarias, que deben ocupar al menos un 20% del espacio publicitario.

EL ESTUDIO COMPLETO: